Pequeñeces eternas

Existe un espacio, escondido, tímido, enredado en la maraña cibernética que habla de pequeñeces. Las alegrías que desde lo cotidiano recopilan personas de cualquier parte del mundo.

Es un lugar importante. Saber mirar con ojos de milagro la belleza de lo pequeño, por nimio que pudiera parecer, no es fácil. Compartirse con desconocidos que día tras día lo son menos, que traspasan océanos, que se alegran con las alegrías de los demás, tampoco.

Y el mundo necesita emplazamientos como este. Hoy añado un epígrafe más al cuaderno de mi travesía, con las pequeñeces que están ensanchando cada vez más el espacio de mi tienda.

La ciudad eterna. Roma  me ampara de nuevo bajo la lluvia y el caos. La habito a cada paso sintiéndome cada vez menos turista y más envuelta en su palpitar ordinario. Ya no visito tantas iglesias, ni museos. La percibo como la ciudad de seres queridos. Los que están, los que estuvieron y quedaron enamorados de la marabunta.
Paseo empujando el cochecito de mi sobrina. No hay más, pero tampoco menos. Como siempre, gracias a las personas,  también yo he quedado enamorada de esta urbe caótica.

Las pequeñeces se multiplican. Y es Assisi, el preludio de un momento que percibo decisivo en mi vida. La pequeña Asís, mi ciudad eterna.
He caminado de nuevo por sus calles. Me he regado bajo su agua de otoño. He dejado que su frío me acaricie el rostro  y su aroma a leña ardiente me seduzca una vez más.
Desierta, para mi entera. Sin turistas estivales. Sola en el camino, pero profundamente acompañada. Por el pasado, por el presente, por el futuro, por mis sueños, por los recuerdos, por las personas.
De nuevo las palabras se quedan tan cortas para expresar lo que alberga el corazón…

He sido acogida por una enamorada de Francisco. Y también acogida por él, el poverello di Dio, mi querido Francisco. Ante su tumba mis lágrimas y oración. Por todos, por todos los que habitáis aquí, tan dentro de mi.

La pequeña Assisi, mi pequeñez eterna

“La belleza salvará al mundo”

Dostoievski

Anuncios

Etiquetas: , , , ,

7 comentarios to “Pequeñeces eternas”

  1. analia Says:

    TESS, simplemente gracias!
    (si me emociono nomás de leer ahora, y de sentir qué locuras de las vueltas de mi camino me acercan también a “tu” lugar)

    “Desierta, para mi entera. Sin turistas estivales. Sola en el camino, pero profundamente acompañada. Por el pasado, por el presente, por el futuro, por mis sueños, por los recuerdos, por las personas.
    De nuevo las palabras se quedan tan cortas para expresar lo que alberga el corazón…”

    Gracias Tess. Siento que puedo “decir-me” hoy un poco en tus palabras.
    Un abrazo!

  2. perlegrino Says:

    Tess, gracias por tan lindas palabras, porque me siento un poco presente entre tus líneas, por que me alegra leer que mi mamma italiana te hizo sentirte acogida como una hija más (esto significaría que serías como mi hermana, pero entonces… hermano :: hermana, ummmm no me cuadra este tema, pero bueno)

    Gracias en serio, por acercar las distancias, por borrar las fronteras, por hacerme sentir que tengo también una FAMILIA que me apoya en cada momento, GRACIAS!!

    perles

  3. Muelis Says:

    Tess,simplemente darte las gracias por todo lo que escribes, porque soy una incondicional de tu blog, aunque no te lo hago ver, porque muy pocas veces escribo, pero… al leer esta última entrada, me veo obligada a hacerlo, porque me has conmovido, no se por qué, pero se me ha puesto la carne de gallina según leía lo que has escrito!
    muchas gracias por todas y cada una de tus palabras!
    muas!
    besitos de colores!

  4. Sasi Says:

    Yo también te tengo que dar millones de gracias por lo que has escrito me has trasladado desde donde ahora me encuentro a la ciudad más mágica y santa de toda la tierra, gracias por el paseo que me has hecho dar por Italia en unas pocas letras , gracias por llevarme en tu mochila por dejarme pasear junto a ti . Gracias Tess tq

  5. Yuan Says:

    Grazie, TeSs. Evviva il piú piccolo di tutti: Dio!
    Abraccio!

  6. Toru Says:

    Sorella Tess, grazie mille !!

    Tienes ese don de erizar el bello con tus letras, de hacer brotar una lagrima que tal vez cargada de sentimiento fluya de lo mas profundo, de hacernos tocar el cielo con los dedos, … Gracias, por esta forma de presencia que es tu blog, por hacernos cercanos y a la vez partícipes de tantas pequeñeces,… que al fin y al cabo son las que llenan nuestras vidas… Gracias por mostrarnos que eres feliz, porque nosotros también lo somos contigo,… Gracias, sorella!
    Tq. Cuidate y nos vemos muy prontito.
    Besazos.

  7. Sophie Says:

    QUAND EST-CE QUE TU TRADUIS TON SITE EN FRANCAIS ?? ET EN SANGO ???

Huellas en la arena

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: